Existen muchas deudas que prescriben pasados 5 años, si tu tipo de deuda tiene un periodo de vencimiento de este tiempo la entidad correspondiente ya no podrá reclamar. Así de simple, si tu deuda tiene más de 5 años lo más probable es que ya haya prescrito y tu acreedor no podrá solicitar ningún pago.

Sin embargo es mejor prevenir que curar, pues no todas las deudas tienen la misma fecha de caducidad:

¿Cuándo caduca cada tipo de deuda?

Lo primero que debemos tener en cuenta es que todas las deudas tienen una fecha de vencimiento pero hay una excepción, en caso de que exista una orden judicial que de sentencia firme de que esa deuda no prescribe deberás hacerle frente. En estos casos lo mejor es contar con un buen abogado que pueda informarte de los detalles de tu caso.

Por otro lado según los criterios marcados en el artículo 164 del código civil, la mayoría de deudas prescriben pasados 5 años si no especifican un periodo concreto, esto es así desde la reforma de 2015 cuando la Ley 42/2015 acortó el periodo que hasta entonces se fijaba en 15 años.

Para saber si tu deuda ha prescrito o por el contrario aún puedes reclamar, vamos a ver la fecha de caducidad de los tipos de deuda más comunes:

  • Deudas bancarias: Se extinguen a los 5 años, tanto la deuda principal como sus intereses. En este punto entran los préstamos personales no hipotecarios y las deudas acumuladas en las tarjetas de crédito. Las deudas acumuladas antes de la entrada en vigor de la Ley 42/2015 se extinguirán en Octubre de 2020, fecha en que se cumplen 5 años de la entrada en vigor de dicha ley.
  • Las deudas hipotecarias no prescriben hasta pasados 20 años, tienen la fecha de caducidad más larga de todas.
  • Las deudas por alquileres siguen el patrón de general y prescriben pasados 5 años.
  • Pensiones de alimentos y suministros del hogar (luz, agua, teléfono…) también tienen un periodo de vigencia de 5 años.
  • En cuanto a las deudas con Hacienda y la Seguridad Social tienen un periodo de vigencia de 4 años, durante ese mismo tiempo Hacienda también podrá revisar tu declaración de la renta en busca de errores.
  • En el caso de las multas encontramos dos tiempos, si ya has recibido la multa cuentas con un periodo de 4 años hasta que prescriba, por otro lado la Administración dispone de un periodo de 3 a 6 meses para comunicar una infracción, si no lo hace en ese tiempo la infracción habrá prescrito.

A grandes rasgos estos son los periodos en que tus deudas prescriben, sin embargo pueden darse excepciones si el acreedor las reclama por vía judicial o extrajudicial.

Recuerda que desde 2015 también tienes a tu disposición un salvavidas económico conocido como Ley de la Segunda Oportunidad, una medida legal destinada a que todas las personas ahogadas por sus deudas puedan retomar su vida. Contacta con el equipo de ave-fenix.es para solicitar más información.